domingo, 26 de febrero de 2017 I Buenos Aires, Argentina
Enviar comentario Recomendar Imprimir Ampliar tamaño Reducir tamaño
El mundo
El Parlamento declaró que Nicolás Maduro incurrió en "abandono del cargo"
09.01.2017 | La Asamblea Nacional (parlamento) de Venezuela declaró que Maduro incurrió en la figura de "abandono del cargo", que según la Constitución es causal de destitución, y reclamó la celebración anticipada de "elecciones libres y plurales" para cambiar al gobierno.


Caracas- La Asamblea Nacional (parlamento) de Venezuela declaró que el presidente Nicolás Maduro incurrió en la figura de "abandono del cargo", que según la Constitución es causal de destitución, y reclamó la celebración anticipada de "elecciones libres y plurales" para cambiar al gobierno.

El acuerdo (declaración) significó un nuevo escalón en el conflicto de poderes que el país vive desde que hace un año la oposición asumió el control de la Asamblea.

En efecto, el texto fue aprobado horas después de que el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), controlado por el chavismo, reiterara en un comunicado que el Legislativo carece de facultades para emitir una opinión semejante.

Los defensores de la declaración alegaron que Maduro impidió la entrada en vigencia de leyes sancionadas por la Asamblea que habrían ayudado a superar la crisis económica, social y humanitaria que vive el país debido a la escasez de divisas, el desborde de la inflación y el desabastecimiento de alimentos, medicinas, insumos hospitalarios y productos de higiene.

También imputaron al mandatario haber retrasado procesos electorales, incumplido la función fiscal que le asigna la Constitución y promovido la devaluación de la moneda nacional, entre otros asuntos.

"La única forma de resolver los graves problemas que aquejan al país es devolver el poder al pueblo de Venezuela y, por lo tanto, convocar a la celebración de elecciones libres y plurales", sostiene el texto aprobado.

"Aprobado el acuerdo de declaración de abandono del cargo de presidente de la república por parte de Nicolás Maduro, con el cual se exige una salida electoral a la crisis", dijo el flamante presidente de la Asamblea, Julio Borges, al terminar la votación.

La de este lunes fue la primera sesión de la Asamblea bajo la presidencia de Borges -anterior jefe de la bancada de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) opositora-, que la asumió el jueves pasado.

La declaración fue aprobada con el voto favorable de 106 diputados opositores y la ausencia de los chavistas, que se retiraron del recinto antes de que comenzara la votación.

En tanto, se abstuvieron los diputados de Avanzada Progresista (AP), el partido del gobernador opositor del estado Lara, Henri Falcón.

AP ya había anunciado ayer, en un comunicado, que no acompañaría la propuesta de declarar el abandono del cargo "porque es inaplicable" y "lejos de contribuir a abrir caminos para la resolución de los problemas nacionales, lo que hace es complicarlos aun más".

El artículo 233 de la Constitución enumera las causas por las cuales puede considerarse "falta absoluta" del presidente y entre ellas cita "el abandono del cargo, declarado como tal por la Asamblea Nacional".

Horas antes de la votación en la Asamblea, el TSJ recordó en un comunicado que el 15 de noviembre pasado su Sala Constitucional "ordenó" a los diputados "abstenerse de continuar el procedimiento de declaratoria de responsabilidad política contra el presidente de la república".

Desde que el 5 de enero de 2016 asumieron los diputados electos un mes antes y la Asamblea quedó bajo holgado control de la oposición, en un hecho inédito para cualquiera de los cinco poderes públicos desde el advenimiento del chavismo al gobierno, a comienzos de 1999, se desató un conflicto institucional.

El chavismo echó mano de su control del TSJ, que a lo largo del año pasado emitió más de 40 fallos y resoluciones que tacharon de inconstitucionales las leyes sancionadas por el parlamento e incluso declaró nulo todo el accionar del Legislativo.

El nuevo capítulo de ese conflicto de poderes tuvo lugar en el contexto de un nuevo endurecimiento de la relación entre el oficialismo y la oposición, tras la instalación, a fines de octubre pasado, del diálogo impulsado por la Unasur y el Vaticano.

Ese diálogo quedó virtualmente congelado tras la segunda sesión plenaria, a comienzos de noviembre, luego de que la MUD denunciara que el gobierno no había cumplido sus compromisos, y por eso se canceló la reunión programada para diciembre.

Ahora, a medida que se acerca el viernes, fecha prevista para un nuevo encuentro, Maduro reestructuró el gabinete y creó ayer un "comando antigolpe", dándole funciones más protagónicas a dirigentes duros de su sector político y del ala militar, todos ellos de escasa tolerancia a la oposición.

Entre ellos figuran el flamante vicepresidente, Tareck El Aissami; el capitán Diosdado Cabello, número dos del partido gobernante, y los generales Vladimir Padrino, Néstor Reverol y Gustavo González López, respectivamente ministros de Defensa y de Interior y Justicia, y jefe del Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin).
 

Enviar comentario Recomendar Imprimir Ampliar tamaño Reducir tamaño
Ranking de notas
 Por sección Todas las secciones Comentadas Recomendadas
El Parlamento declaró que Nicolás Maduro incurrió en "abandono del cargo"